Internacionales | Turismo 12/09/2018  12:39 hs.

¿Cuál es el curioso lugar más sucio en los aeropuertos?

 

Un estudio realizado en el aeropuerto de Helsinki reveló el lugar exacto en donde se encuentran la mayor cantidad de gérmenes y microbios en las terminales aéreas. Cuál es y por qué se puede convertir en la pesadilla de cualquier viajero. La mejor prevención contra los gérmenes.


Cada aeropuerto es un mundo. Por allí transitan, caminan, duermen y comen miles y miles de personas por día. Y en algunos de los aeropuertos más grandes del mundo, incluso millones. En este vasto escenario, se espera que un lugar tan transitado posea ciertos lugares que contengan y acumulen gran cantidad de gérmenes y suciedad, que llegan a ser dañinos para la salud, ya que luego pueden transportarse a los diversos lugares de origen.

A primera vista, algunos de los rincones que encabezan la lista en el imaginario popular como los más sucios de los aeropuertos debido al "exceso de contacto" son las pantallas de 'check-in',  las sillas de las zonas de espera de las terminales, las alfombras de las zonas de embarque, las escaleras mecánicas  y el más obvio, los baños. Sin embargo, según un estudio  realizado por científicos de la Universidad de Nottingham y el Instituto Nacional de Salud y Bienestar de Finlandia, las bandejas de plástico para depositar las pertenencias en las cintas de las zonas de seguridad son los objetos donde se concentran la mayor cantidad de gérmenes de todo el aeropuerto.

Las bandejas de seguridad son aquellas en donde las personas depositan sus pertenencias personales para luego pasar por un scanner: allí dentro se colocan celulares, auriculares, bolsos, zapatos y computadoras y muchas más cosas inimaginables, que en pocos minutos quitan para poner nuevas pertenencias de los distintos turistas.

La investigación se llevó a cabo en el  aeropuerto de Helsinki durante los meses de invierno del año 2016, donde se analizaron las zonas más frecuentadas por los pasajeros, desde el pasamanos de las escaleras mecánicas hasta los ascensores, pasando por las bandejas y luego los inodoros.

El estudio demostró cómo dichas bandejas, tocadas por miles de personas al día para dejar sus objetos personales, incluyen un alto índice de microbios. En la mitad de las bandejas analizadas se hallaron rastros de rinovirus, el responsable del resfriado común y de la gripe.

Y a pesar de la creencia de que en los baños del aeropuerto se encuentran todos los gérmenes, no se encontraron virus respiratorios perceptibles, al contrario del hallazgo en las bandejas de los aeropuertos.

A pesar de que los microbios que encontraron no pueden causar ninguna enfermedad, pueden permanecer en el cuerpo durante varios días. Y aunque el estudio se centre solo en el aeropuerto finlandés, se puede replicar el análisis a otros aeropuertos del mundo, por lo que los expertos advierten que el aumento de viajes hace que se incremente la probabilidad de contagiar un resfrío o una gripe.

Dentro del avión también existe el debate sobre la propagación de los gérmenes. Un reciente estudio publicado en la revista Proceedings de la Academia Nacional de Ciencias (PNAS) señaló que "los pasajeros sentados a menos de una fila y menos de dos asientos laterales" de la persona enferma "tienen una probabilidad de al menos 80% de ser infectados".

El estudio realizado por investigadores de la Universidad de Emory y el Instituto de Tecnología de Georgia es el primero en cuantificar las probabilidades de enfermar por la proximidad a un pasajero enfermo adentro del avión.

Este estudio "va en contra de la creencia popular de que si una persona tose o estornuda en cualquier lugar de la cabina contaminará a todo el avión", dijo Robert Glatter, médico del Hospital Lenox Hill en Nueva York, quien no estuvo involucrado en la investigación.

Los investigadores abordaron diez vuelos en Estados Unidos y rastrearon escrupulosamente los movimientos de pasajeros para determinar la probabilidad de infecciones tales como el síndrome respiratorio agudo severo (SARS) o la influenza, que se transmiten por pequeñas gotas en el aire y en las superficies.

Frente al peligro ante los últimos casos de alerta bactereológica ocurridos en Estados Unidos y Europa, en muchos aeropuertos se están proponiendo medidas como colocar desinfectantes de manos a las salidas y entradas de los controles de seguridad para que las pertenencias no estén en constante movimiento sin desinfección,  y así evitar la posterior propagación entre los viajeros.

"La atención meticulosa al lavado de manos o el uso de desinfectante de manos son formas importantes de reducir el riesgo de enfermarse mientras se viaja en avión", dijo Glatter.

Fuente: INFOBAE





Más Noticias


Enviar Comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores.



Comentarios




Encuesta
¿Cuál de las estaciones del año es tu preferida?
Verano
Otoño
Invierno
Primavera

Resultados